Planes B para un sábado lluvioso

 En Estilo Heliocare

¿A que os suena? Te pasas la semana contado las horas y suspirando para que llegue el “finde” y realizar un montón de planes al aire libre con tus hijos; el sábado amaneces feliz, levantas la persiana ilusionado y….

 

¡ZAS! la primera en la cara LLUEVE. Adiós a los planes.

 

 

Tranquilos, que no cunda el pánico, en “Vida al Sol” tenemos unos cuantos “Planes B” para que podáis sobrevivir a un sábado lluvioso con la casa llena de niños.

 

¡La imaginación al poder!

 

 

Un buen comienzo.

 

Que os parece si creamos nuestro particular campamento base. Muy sencillo, una sabana o una toalla vieja, unas pinzas de colgar la ropa, y ya tenemos una tienda. Dentro cojines para estar cómodos, cuentos, lápices para dibujar, juguetes y algunas “chuches” . El sitio ideal para planificar. ¿no creéis?

 

 

Cocinando me doy una maña 
que no hay en España quien guise mejor…

 

Un libro de recetas o en Internet busca su plato preferido y que se conviertan en tus pinches, no os podéis imaginar lo entretenido que puede ser batir un huevo, o amasar una base de pizza con harina y agua, incluso esa verdura que tanta pereza  da comer entre semana, les encantará cuando te ayudan a cocinarla.

 

 

El huerto en casa

 

Una actividad relajante y divertida para después de comer ¿qué necesitas? tierra, una maceta, semillas y por supuesto agua. Les encantará y sobre todo  les acercara a la naturaleza descubriéndoles que los tomates no crecen en el supermercado.

 

 

Campeonato mundial de…

 

Estamos en la era de lo audiovisual, lo niños se divierten con ordenadores, consolas, tabletas y smartphones, es el momento de desempolvar esos viejos juegos de mesa que nos acompañaron en nuestra niñez: el parchís, la oca, las damas, el monopoly…Si son pequeños y no saben, comienza por juegos más simples. Una manera que descubran a que jugaban los niños cuando no existía Internet.

 

Que  grande es el cine…en casa

 

¿No creéis que la mejor manera de acaba una jornada tan excitante es en el cine?. Vamos a convertir nuestra sala de estar en nuestro cine privado.

Unos lápices de colores, unas hojas para hacer las entradas, colocamos el sofá y las butacas, unas palomitas de microondas nuestro refresco preferido y a disfrutar de la peli.

 

¿Nos relajamos?

 

Bueno prueba superada o casi, llego la hora de acostarse pero me temo que no están por la labor. No os preocupéis, tenemos un arma secreta, se llama….

 

¡SPA!

 

 

TRANQUILOS, no nos hemos vuelto locos, no pensamos llevar a los niños a un spa, más fácil, nos traemos el spa a casa ¿qué como? Sencillo, llena la bañera con la puerta del cuarto de baño cerrada agua calentita y mucho vaho ¡voilà! Ya tenemos baño turco, jabón, sales en la bañera, espuma…y mucho relax.

Tras el relajante baño crema hidratante con masaje incluido pijama y a dormir.

 

¡Prueba superada!

Esperemos que mañana haga bueno para que podamos disfrutar de nuestra ansiada “Vida al Sol” 😉

Publicaciones recomendadas
Comentarios
  • NOELIA
    Responder

    ¡¡Me encanta!!! Pero después de tanta actividad… El Spa lo necesitaría yo 🙂

    • Heliocare
      Responder

      Muchas gracias. Jajaja cierto!! 🙂

Deja un comentario