HELIOCARE Color

Combina los beneficios de un fotoprotector con los de un maquillaje corrector. Garantiza una protección óptima y homogénea frenando los daños solares al tiempo que aporta luminosidad y belleza. Sus diferentes texturas, tonalidades y grados de cobertura hacen que se adapte a las necesidades de cada tipo de piel.

¿Para quién? La fotoprotección con color de Heliocare Color es para todo tipo de pieles. Especialmente para las pieles con imperfecciones; manchas, rojeces, cicatrices recientes, y como fotoprotección post-peling y post-láser, o para pieles sometidas a tratamientos fotosensibilizantes.

Precauciones generales de los fotoprotectores: Uso externo. Evitar el contacto con los ojos. Evitar la exposición prolongada al sol durante las horas de más intensidad. Utilizar ropa, gorro y gafas de sol para protegerse. No exponer a bebés y niños directamente al sol.